Dice el refrán que bien está lo que bien acaba. ¿Pero eres de las personas que terminas lo que empiezas?

Es importante para conseguir cualquier meta que te propongas ir cumpliendo pequeños objetivos y no dejar las cosas a medias. No puedes confiar en tu motivación ni en la fuerza de voluntad para lograr tus objetivos.

La vida es impredecible y más fuerte que nosotros mismos. Debemos de establecer un orden de prioridades y preguntarnos por qué queremos conseguirlas para establecer una motivación.



Los objetivos que nos marquemos han de ser tangibles y medibles. No basta con decir me gustaría ser arquitecto, sino decir me voy a matricular este año y a un ritmo de x asignaturas por año puedo terminar en x años. De esa forma también podremos evaluar mejor si nuestros deseos son realmente tangibles o no y si va a compensar el esfuerzo. ¿Realmente me voy a esforzar para conseguirlo? ¿Por qué? ¿Qué pasa si no cumplo?

Para lograr cualquier tipo de objetivo solo hay que hacer dos cosas. Tener la certeza de que tarde o temprano lo conseguirás y olvidarte del resultado para enfocarte en el proceso.

Enlaces relacionados:

El esfuerzo no se negocia

Motivación Personal: ¿Cómo evitar darse por vencido?

Meme bien está lo que bien acaba. Gracias por tu visita y recuerda que en memesvip nunca se pone el sol.

Más de memesVIP